martes, 20 de noviembre de 2012

El monedero mágico



Un niño descubrió que su madre tenía un monedero mágico en el bolso. El niño cogía el monedero, lo abría y dentro siempre había unas cuantas monedas. Era buenísimo. Incluso aunque las cogiera todas, al día siguiente volvía a haber más.
Aquel monedero era realmente mágico.
El niño estaba encantado. Cogía monedas del monedero mágico todos los días para gastárselas en las máquinas, para invitar a sus amigos o para comprar golosinas o un cuento. Para todo.
Así fue durante mucho tiempo hasta que su madre lo descubrió y lo castigó. El niño nunca entendió por qué, pero no volvió a tocar el monedero jamás.
Y dejó de creer en la magia.
Del libro El hombre sin ayer (cuentos de hoy y de mañana) de Víctor González editorial Anaya.

No hay comentarios:

Quizá pueda interesarte:

Related Posts with Thumbnails