domingo, 25 de marzo de 2012

Las ilustraciones sí, las ilustraciones no




Las ilustraciones sí, las ilustraciones no.
Eterna pregunta para filosofar largo y tendido. Creo que una buena ilustración que represente puntualmente la descripción del texto es maravillosa, el problema se plantea cuando el ilustrador lee dos líneas y deja volar su imaginación importándole muy poco lo que ha escrito minuciosamente el escritor. Por supuesto están los niños, verdaderos y honestos críticos de todo, a ellos les encanta ver un poco de color en un libro y muchas veces es un verdadero descanso para la vista. Pero si utilizamos la ilustración de forma desmedida ¿no creéis que podemos impedir que nuestros niños dejen aflorar su imaginación? Reconozco que las ilustraciones en mis libros me encantan, aunque muchas veces al ver los dibujos de mis personajes caigo en una gran tristeza porque no se parecen en nada a lo que había creado.
Si acostumbramos a los niños a ver solo imágenes, agregaremos el problema de la falta de vocabulario, reflexión, meditación, imaginación que desarrolla cuando lee textos y nada más.
Por nada del mundo borraría de mi mente las imágenes que aparecían al escuchar algún cuento en mi infancia, o al leer el texto antes de mirar la imagen sugerida por el ilustrador.
Conclusión: Dejad que los niños vengan a mí. Dejad que lean sin tanta ilustración. ¿Qué haremos los escritores cuando los libros sean solo dibujos? Y ¿qué harán los niños? ¿Se comunicarán otra vez como el hombre de las cavernas, con dibujos?
Cristina Salas

1 comentario:

Gabriel dijo...

El primer libro que leí. Fue aprovechando que estaba enfermo, y supongo que aburrido... era un libro de mi hermana mayor. Pequeño, sencillo, con colores pastel. Y página tras página aparecía, una sola ilustración, con un texto narrando cuentos. No recuerdo qué cuentos eran. Tampoco recuerdo las ilustraciones, salvo que eran cuadradas... pero todavía recuerdo el gusto de esa primera lectura.
Un abrazo Crista.

Quizá pueda interesarte:

Related Posts with Thumbnails